Pocos animales despiertan tanto miedo y atracción al mismo tiempo como las serpientes.  Sus colores, su piel y su movimiento ondulante generan una fascinación que les otorga un aura casi mística. Sin embargo el poder mortal que poseen algunas variedades de estos animales es lo que más sorprende.

Es sabido que no todas las serpientes son venenosas; existen muchas variedades como la Anaconda o la Boa Constrictora que matan por asfixia. Son constrictoras,  ya que se enroscan alrededor de sus presas y las comprimen hasta matarlas. En esta nota nos centraremos en las serpientes venenosas, en las más peligrosas y mortales que habitan el planeta.

TAIPAN, LA ASESINA AUSTRALIANA

Taipan
Taipan


La serpiente Taipan puede encontrarse en la región central de Australia y en Nueva Guinea. Si bien se ha desarrollado un antídoto,
el veneno de esta serpiente es tan letal que puede provocar la muerte de un ser humano en 6 minutos. Su dieta se compone principalmente de roedores y pequeños pájaros a quienes mata rápidamente inyectándoles su veneno. Existen distintas variedades de Taipan dependiendo de la región donde se ubican, pero son muy similares entre sí y se caracterizan por su color que va del marrón al verde oliva. Estos reptiles pueden alcanzar hasta 3 metros de longitud, y son extremadamente sigilosos.

LA PODEROSA COBRA

Poderosa Cobra
Poderosa Cobra

Pocas cosas generan más terror que la imagen de una cobra a punto de atacar que se ha convertido en un ícono del peligro. Será por esa postura amenazante que adquieren cuando se disponen atacar, casi como si se pararan para enfrentar a su enemigo, o será tal vez la forma triangular de su cabeza con esa especie de aletas a sus costados. Sin dudas se trata de uno de los animales más temidos del mundo. Sin embargo la Cobra no se queda sólo en promesas, sino que esta serpiente tiene un veneno con una poderosísima neurotoxina, que requiere atención médica inmediata en caso de una mordida. Se las considera una las serpientes más inteligentes, tal vez a partir de todos los mitos, historias y leyendas a su alrededor.

Existen muchas variedades de cobra, la más conocida es la Cobra Real, que es la serpiente venenosa más grande del mundo, puede alcanzar hasta 5 metros de longitud y puede encontrarse en zonas de Tailandia, China, Malasia, la India y Filipinas.  La cobra real es conocida como “la asesina de serpientes” o “comedora de serpientes” porque se alimenta de otros ofidios. Se trata de una de la especies más agresivas. Existen además variedades de cobras que pueden escupir el veneno al sentirse amenazadas, pudiendo cegar a sus víctimas, para finalmente morderlas y administrarles sus dosis mortal de veneno.

BLACK MAMBA O MAMBA NEGRA, LA MÁS RÁPIDA DEL MUNDO

Black Mamba

Esta serpiente posee los movimientos y el ataque más rápido de todas las de su especie, pudiendo moverse a 5 metros por segundo, acompañada por un poderoso veneno que la convierte en la serpiente más venenosa de África. Generalmente miden entre dos y dos metros y medio, aunque pueden alcanzar una longitud de 4 metros. Su color es un gris texturado, pero su nombre proviene de la coloración negra que tiene dentro de su boca. Puede encontrarse en Países como Etiopía, Kenia, Sudán y El Congo, entre muchos otros. Se trata de una serpiente que ha evolucionado para adaptarse a una gran variedad de climas y hábitats.

EL SONIDO DE UNA CASCABEL

Cascabel

Se trata de una de las serpientes mas temidas del mundo, cuyo sonido característico similar al de un cascabel se hizo famoso en los westerns de Hollywood. Esta especie es característica del continente americano, y pueden encontrarse sus distintas variedades desde el norte de los Estados Unidos hasta el norte de Argentina. Poseen un gran alcance de ataque, ya que pueden alcanzar objetivos a una distancia de hasta tres veces su propia longitud. Las serpientes de cascabel tienen un veneno hemotóxico, que ataca y destruye los glóbulos rojos, interrumpiendo el flujo sanguíneo, afectando los tejidos internos y los órganos vitales de sus víctimas.

[xyz-ihs snippet=”LAS-SERPIENTES-MAS-VENENOSAS-DEL-MUNDO”]

Es necesario destacar que estos animales utilizan su veneno para atacar a sus presas o para defenderse y sólo atacan a humanos en caso de que estos los provoquen o amenacen. La razón más común de picadura de cascabel y otras serpientes es que la persona no las distinga en el suelo y las pise, acto disparador de su ataque inmediato.

Serpiente

Comentarios